Los expertos de Total Quartz, marca de lubricantes con la gama más completa en el mercado, comparten información para que tu auto pase de manera exitosa la verificación vehicular.
La verificación vehicular es una herramienta que permite evaluar el nivel de emisiones contaminantes de los vehículos y asignar el holograma correspondiente para cumplir el programa «Hoy No Circula», con el fin de que puedan seguir transitando sin causar daños al medio ambiente.
Los 5 imperdibles a tener en cuenta
Ubica el mes que te corresponde. De acuerdo con la terminación de tu placa vehicular puedes revisar el período en que debes realizar la verificación. Si tu holograma es del 0 al 9 debes verificarlo cada seis meses; para el «00» es cada dos años.
Organiza tu presupuesto. Considera que la verificación para cualquier holograma «00», «0», «1» y «2», tiene un costo, a menos que sea del tipo exento o cuentes con permisos especiales. Además, si realizas la prueba de manera extemporánea, o tu vehículo emite humo negro o azul se te cobrará una multa. Incluso, debes saber que no puedes tener infracciones pendientes por pagar, ya que no se te permitirá realizar el trámite.
Ten listos los documentos requeridos. La documentación que debes llevar al verificentro son: tarjeta de circulación y constancia de la última verificación que realizaste (si es el caso). Para cuestiones específicas también debes llevar: factura y/o contrato de arrendamiento, baja por cambio de placa, multa por verificación extemporánea, autorización DGGCA de uso Gas LP (en caso de usarlo) y la garantía, si es que hiciste cambio de convertidor. Además es muy importante que no olvides agendar tu cita en el verificentro, ya que sin ésta no podrás ser atendido.
Prepara tu vehículo para la prueba. Un mes antes de la verificación, agenda una visita al taller mecánico para que le den mantenimiento al motor, cambien las bujías, le pongan el nivel adecuado de aire a las llantas, te renueven el aceite, y cualquier otro aspecto que te recomiende tu mecánico para dejar tu auto en las mejores condiciones.
Atención. Respecto al cambio de aceite, fíjate muy bien que sea de calidad, ya que si no lo es, y además no lo has sustituido cada 5,000 kilómetros, éste puede quemarse y dañar los pistones, generando más contaminantes. Los lubricantes TOTAL son una buena opción por su alta calidad y porque cumplen con las especificaciones de los fabricantes de autos.
El 1 julio 2016 se puso en marcha un nuevo sistema de medición llamado On Board Diagnostics (OBD II); dispositivo de diagnóstico a bordo para autos y camiones que, al ser de segunda generación, permite detectar fallas que afectan el nivel de emisiones de un vehículo. Los modelos actuales que no cuenten con OBD II, o los anteriores a 2006, continuarán con la anterior forma de medición: el sistema de rodillos.
Finalmente, realizarán una prueba dinámica que consiste en examinar tu auto en dos etapas con determinados kilómetros por hora y cierto porcentaje de carga. Ahora lo único que faltaría es que te den tu resultado y ¡pases la verificación!