La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) de San Luis Potosí informó que ante la contingencia por el COVID-19, se analizará un ajuste en el número de autobuses en cada ruta en función de la demanda.

Lo anterior, con el fin de que, de ser necesario, se reubiquen trayectos con demanda alta, tales como las rutas 27 y 28 para evitar la saturación de los autobuses.

Asimismo, ante el posible cierre de algunas rutas, la dependencia aclaró que no permitió la suspensión del servicio de transporte urbano en las rutas 33 y 34 y de ninguna otra en la zona metropolitana de San Luis Potosí.

Recordó a los usuarios atender las recomendaciones de la Secretaría de Salud, de evtar hacer viajes en el transporte público que no sean indispensables. Esto, dijo, significa una reducción de la demanda del transporte colectivo que va entre el 20 y el 60 por ciento.

Para las unidades, la SCT proporcionó cloro y gel para su sanitización y colocó carteles informativos dirigidos a usuarios y operadores, con el objetivo de que estén informados de las medidas de prevención de contagio dispuestas por la Secretaría de Salud.