Ante la contingencia generada por el COVID-19 (coronavirus), Caminos y Puentes Federales (Capufe) implementó una serie de medidas con el fin de evitar la propagación y el contagio.

A los usuarios, Capufe les recomienda el uso de pago electrónico con TAG, para evitar el pago en efectivo y el contacto humano.

Si durante el trayecto los viajeros sufrieran alguna contingencia, Capufe dispone de 120 grúas, 26 unidades de atención prehospitalaria, 80 ambulancias, 40 unidades de rescate, 48 unidades de señalamiento dinámico, 809 paramédicos y 30 coordinadores médicos, servicios que se pueden solicitar al teléfono 074 y se proporcionan gratuitamente.

Respecto al personal operativo de las 133 plazas de cobro de los tramos carreteros operados por Capufe: cajeros, encargados de turno y administradores, advirtió que éstos seguirán las recomendaciones emitidas por la Secretaría de Salud, entre las que se encuentran lavarse frecuentemente las manos; utilizar gel a base de alcohol al 70%; utilizar el ángulo interno del codo al toser o estornudar; no tocarse la cara con las manos sucias y limpiar frecuentemente las superficies y objetos de uso común. Además, se les ha dotado de guantes de latex, cloro y gel antibacterial.

El organismo señaló que el personal tanto de oficinas administrativas como en plazas de cobro que pudiese ser vulnerable o manifieste algún síntoma como fiebre, dolor de cabeza, o escurrimiento nasal, no se presentará a trabajar.

“Para Caminos y Puentes Federales (Capufe) es prioridad la seguridad de sus usuarios y la de sus colaboradores ante esta epidemia. Con responsabilidad, seguiremos brindando puntuales servicios en la infraestructura que administra este organismo”, concluyó.