Conducción Técnico Económica y competitividad

por | 29 Jul 2020 | Camiones | 0 comentarios

La Conducción Técnico Económica (CTE), es de vital importancia ya que puede aportar ahorros de hasta el 30% en gastos de combustible e influir en la durabilidad de otros componentes, así como en la competitividad de las empresas. ¿De quién es la responsabilidad de lograr esa eficiencia?

Para Javier García Osorio, director de Transporte y Movilidad en la Comisión Nacional para el Uso Eficiente de la Energía (Conuee), el desempeño del administrador de flota es fundamental para establecer las metas, elegir los vehículos correctos de acuerdo con la operación, usar herramientas informáticas de medición y seguimiento; adquirir tecnología complementaria como es la telemática y formar equipos capacitados para delegar funciones como logística y capacitación.

El ingeniero con más de 30 de experiencia explicó a socios transportistas de Canacar que “el administrador de flota no es quien se dedica a resolver problemas, sino quien planea, dirige, controla y gestiona la flota y, por supuesto el consumo de combustible”.

Entre las responsabilidades principales del administrador de la flota, de carga o pasaje, está conocer toda la información técnica del vehículo que adquiere para lograr el uso efectivo de la tecnología. Basta con leer y entender los manuales de cada unidad.

Como la eficiencia del combustible alcanza hasta un 50% hay que impulsar el rendimiento conociendo la aerodinámica del vehículo, la resistencia al aire a altas velocidades; al piso, según el material, y del tipo de llantas que se utilizan; además del peso de la carga ya que las pendientes multiplican la resistencia, por ejemplo.

En la operación de los vehículos, ya en carretera, el conductor debe conocer sobre el torque, que impulsa la unidad, la potencia que favorece la aceleración y el consumo específico de combustible (zona óptima).

García Osorio enfatizó que las buenas prácticas de conducción provienen de los países que han fabricado la tecnología de los vehículos; entre ellas lograr la zona óptima; alcanzar eficiencia de la combustión (combustible-oxígeno-calor); dosificación de combustible con pie de pluma sobre el acelerador y mantener velocidad constante.

En la Conducción Técnico Económica también se integra el mantenimiento preventivo adecuado de las unidades y como elemento extra el auxilio de herramientas de telemetría o telemática, la cual no sólo ofrece información para la seguridad del vehículo, sino de eficiencia y costos, gestión de conductores y datos en tiempo real de diversos componentes.

De acuerdo con la American Trucking Associations (ATA) –dijo el Maestro Osorio– un buen administrador de flota puede llegar a ahorros del 35% de combustible; menos entrada de motores a mantenimiento superior en 50% y disminuir en 40% gastos por cambios de clutch.

 

Tags: American Trucking Associations (ATA), Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar), Comisión Nacional para el Uso Efciente de la Energía (Conuee), Conducción Técnico Económica, Francisco Javier García Osorio

0 comentarios

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *