WOLFSBURG, Alemania.– En una reunión realizada hoy, el Comité Ejecutivo del Consejo de Supervisión de Volkswagen AG discutió en detalle la manipulación de datos de emisiones de los vehículos diesel del Grupo Volkswagen y concluyó que «todos quienes hayan participado en estos procedimientos, que han resultado en un inmensurable daño para Volkswagen, serán objeto de todas las consecuencias».
También señala en un comunicado que las recomendaciones para un nuevo nombramiento serán presentadas en la próxima reunión del Consejo de Supervisión, este viernes 25 de septiembre.
El Comité Ejecutivo del Consejo de Supervisión, indica, toma este asunto con absoluta seriedad; reconoce no sólo el daño económico causado, sino también la pérdida de confianza entre sus clientes alrededor del mundo.
En la reunión del viernes, el Comité conocerá el avance de las investigaciones internas en el Grupo Volkswagen y creará un Comité Especial, bajo cuyo liderazgo se clarifiquen los pasos a seguir, incluyendo la preparación de las consecuencias necesarias. En este sentido, el Comité Especial podría hacer uso de una asesoría externa.
El Comité Ejecutivo ha decidido que la compañía entablará una denuncia penal ante la fiscalía estatal de Brunswick. A la vista del Comité Ejecutivo, las irregularidades pueden derivar en procedimientos penales. Las investigaciones de esta fiscalía serán apoyadas en su totalidad por Volkswagen.
También, el Comité Ejecutivo expresó su respeto por el ofrecimiento del Doctor Martin Winterkorn de separarse de su posición como Presidente de Consejo Ejecutivo de Volkswagen AG y solicitar que su contrato se dé por terminado. «El Comité Ejecutivo toma nota de que el Doctor Winterkorn no tenía conocimiento de la manipulación de los datos de emisiones».
El Comité Ejecutivo acuerda que estos incidentes deben ser clarificados con gran determinación y que los errores deben ser corregidos. Al mismo tiempo, el Comité Ejecutivo está resuelto a dar los pasos decisivos necesarios para asegurar un nuevo comienzo confiable.