AGUASCALIENTES, Ags.- A treinta semanas de haberse colocado la primera piedra de la construcción de COMPAS (Cooperation Manufacturing Plant Aguascalientes), proyecto de la alianza estratégica Renault-Nissan y Daimler, presenta la obra un progreso notable con miras a iniciar producción en 2017.
«Estamos avanzando a toda marcha para empezar el proceso de pilotaje del modelo Infiniti en la primera parte de 2017. Estamos aprovechando toda la experiencia acumulada en Aguascalientes por Nissan para terminar la construcción en tiempo récord», comentó Ryoji Kurosawa, director general de COMPAS.
La construcción, que albergará una operación manufacturera de la más alta tecnología para la producción de vehículos compactos Premium, hoy acumula más de 600 mil horas hombre sin accidentes. En la obra de COMPAS colaboran actualmente 1,000 personas en el proceso de construcción y 400 miembros de staff. Para finales de 2016 se prevé que este número crezca a 2,500, entre empleados y contratistas.
«La laminación de techo y muros se concluyó en el edificio de pintura, continuando con el colado de piso, mientras que el avance en las estructuras de acero de los edificios de pintura-plásticos, ensamble y carrocerías es del 98% e integrando un 20% de laminación de techo. De igual manera ya se ha comenzado la cimentación de los edificios de administración y andén principal», agregó Kurosawa.   
Las instalaciones, que en 2017 y en 2018 verán nacer vehículos compactos Premium de las marcas Infiniti y Mercedes-Benz respectivamente, continúan creciendo y estarán comenzado su fase de equipamiento en el mes de mayo.