Las camionetas Tornado, Colorado, Cheyenne y Silverado obtuvieron un incremento de comercialización de por lo menos 35% durante el onceavo mes de 2017, en comparación con los resultados conseguidos el año pasado.
 
Chevrolet Tornado, la unidad más pequeña de la marca, logró un crecimiento del 71 por ciento; la pick-up mediana Colorado alcanzó 145 por ciento; la Cheyenne se colocó con 48% y el modelo de uso comercial Silverado 3500 obtuvo un 35% más.
 
Mientras que en el acumulado enero-noviembre del año en curso, las entregas  del modelo Tornado crecieron 25 por ciento; Colorado 87% y la Silverado 3500 aumentó un 22 por ciento.
 
Roberto Lerma, gerente de Mercadotecnia de Chevrolet pick-ups y vehículos comerciales, comentó: «Estamos muy contentos de compartir los resultados en ventas que aloja el mes de noviembre para nuestras pick-ups y qué mejor que después de algunos meses de haber anunciado el centenario de estas emblemáticas camionetas que desde 1918 cuentan con la mejor calidad para satisfacer las necesidades de transportación y carga de nuestros clientes, en todos los escenarios y ambientes posibles».