En enero de 2019 se comercializaron 111 mil 212 vehículos ligeros, una cifra que representa mejora del 1.8% respecto del año pasado y que es, también, la primera tasa positiva de la industria después de 19 meses consecutivos de caída en el mercado.

En el mismo periodo se reportaron cifras récord en producción con 333 mil 677 unidades, con crecimiento de 9.9% y exportación de 242 mil 299 vehículos, 4.9% más que en 2018, en ambos casos.

Sin embargo, el panorama se ha visto afectado por:

Bloqueos a las vías ferroviarias en Michoacán que durante cuatro semanas ha paralizado cerca de 10 mil contenedores con partes y componentes para las diferentes empresas en el país aumentando hasta en un millón de pesos los costos diarios de cada empresa afectada que ha tenido que recurrir al transporte por carretera para trasladar sus insumos.
Los paros que realizaron trabajadores en Matamoros en el llamado Movimiento 20/30 para exigir aumento salarial y bonos. Algunas empresas del ramo automotriz cerraron sus plantas y aún no deciden si seguirán en esa entidad, en otra sede en el país o fuera de él.
La internación a México desde EU y Canadá de unidades usadas entre enero y diciembre de 2018, se incrementó 14.7% con 141 mil 752, 18 mil 114 adicionales respecto al mismo periodo de 2017.
De momento esas eventualidades no se han reflejado en las cifras, pero se prevé que lo harán y agudizaría la caída promedio de 4.3% para 2019 que sugieren los estudios de las Asociaciones Mexicanas de la Industria Automotriz (AMIA), representada por Eduardo Solís, presidente ejecutivo y de Distribuidores de Automotores (AMDA), con Guillermo Rosales Zárate, director general adjunto, como vocero.

En las ventas del mercado interno, el segmento de camiones ligeros comercializó 14 mil 82 unidades, una baja de 4.4% respecto a enero de 2018 y sólo el segmento de subcompactos tuvo repunte de 18.3 por ciento.

Para febrero se pronostica la venta de 105 mil 372 unidades.