La primera semana de noviembre la pick up más segura del segmento de acuerdo con la asociación IIHS de Estados Unidos, estará en los distribuidores Ford de México.
 
La carrocería de la Lobo 2018 está fabricada con aleación de aluminio grado militar, de  mayor resistencia a golpes, abolladuras y corrosión. Tiene el motor V8 de 5.0 L, con 395 caballos de fuerza y 400 lb/ft de torque en las versiones: XLT cabina regular 4×2 y su versión 4×4, así como con XLT doble cabina 4×2 y su versión 4×4. Maximiza el uso del combustible gracias al sistema Start-Stop, con el que el vehículo se apagará de manera automática mientras se encuentre detenido en situaciones como en semáforos o alto total momentáneo
 
Los ingenieros de Ford siguen mejorando el motor V6 de 3.5 L. EcoBoost, que ya cuenta con 375 hp y 470 lb/ft de torque en sus versiones Lariat doble cabina 4×4 y Platinum doble cabina 4×4. Ambos motores cuentan con un sistema de inyección de gasolina dual, que mejora el desempeño del combustible. La Lobo 2018 está equipada con transmisión automática de diez velocidades, así como SelectShift, dirección asistida eléctrica y cinco modos de manejo en todas sus versiones. 
 
“La marca Lobo se crea en México en la década de los 90´s, desde entonces representa fuerza, liderazgo y audacia, tal y como es el lobo mexicano. A 20 años del nacimiento de la marca, podemos constar que ha sido un emblema histórico del esfuerzo de Ford por revolucionar el segmento automotriz, a través de una pick up potente y con todo el lujo que se merece” comentó Gabriel López, presidente y CEO de Ford de México.
 
Esta nueva leyenda cuenta un sistema antivolcaduras RSC, asistencia de arranque en pendientes, cuatro frenos de disco con ABS y EBD, así como tecnología AdvanceTrac, que impide que las llantas se derrapen. Además de sus amplios espacios en el interior, todas las versiones de Lobo cuentan con una pantalla táctil de 8 pulgadas, que incluyen sistema SYNC 3, compatible con Apple CarPlay y AndroidAuto.