Con una inversión de 8 millones de pesos, el Sistema Aguas de Huixquilucan, en el Estado de México, estrenó una flota de 23 unidades, con el fin de mejorar el servicio que se brinda a los usuarios.

Los nuevos vehículos 2019, constan de 11 camionetas pickup Chevrolet Tornado, dos camiones Ford F-150 y dos F350, así como ocho autos Chevrolet Aveo .

Víctor Báez Melo, director del organismo público descentralizado Sistema Aguas de Huixquilucan, detalló que los vehículos entregados están pagados al 100%, los cuales son primordiales para seguir mejorando y dar un servicio de calidad.

Recordó que a inicios del 2016, se encontró con un 90% del parque vehicular en pésimas condiciones por falta de mantenimiento y reparación, lo que imposibilitó atender a la ciudadanía de manera eficiente.

Tras jubilar simbólicamente una camioneta modelo 1985, el funcionario recalcó que este tipo de vehículos eran con los que las administraciones anteriores trabajaban. Finalmente, agradeció a las autoridades municipales por los vehículos entregados, ya que éstos, además de permitirles atender a la población, les darán mayor seguridad en los traslados.