Dentro de su reporte hecho sobre este aspecto, el proveedor de recubrimientos líquidos y en polvo integra el progreso de la compañía tomando en cuenta un rango de parámetros de sostenibilidad medidos en el transcurso de 2014 y 2015.
El informe analiza los logros en operaciones y cumplimiento ambiental, tecnología e innovación de productos, adquisición de talento y desarrollo que sentará las bases para un crecimiento sostenible, así como iniciativas de responsabilidad social que buscan retribuir a las comunidades donde opera Axalta.
El período de dos años que cubre el Reporte ha sido transformador para la historia de Axalta. Después de surgir como una compañía independiente, Axalta emprendió un camino de crecimiento al anunciar la expansión de plantas de manufactura en países como China, Alemania, Brasil, México, Argentina e India.
Estas plantas, ya sea terminadas o aún en construcción, han sido diseñadas con tecnología de última generación que reduce su huella ambiental y, a su vez, proporciona recubrimientos de calidad.
 Aunque la producción de Axalta ha incrementado más del 12% desde 2013, y el número de fábricas ha crecido de 35 a 38, el margen de intensidad energética de la compañía ha disminuido un 6% en el mismo periodo de tiempo. Los datos demuestran que el sólido compromiso de Axalta por mantener un lugar seguro de trabajo y amigable con el medio ambiente ha permanecido.