Volvo Trucks anunció que empezará la venta de sus camiones eléctricos Volvo FL y Volvo FE en mercados selectos de Europa para satisfacer la demanda de soluciones de transporte sustentable y de ambiente limpio en las ciudades.

La oferta de camiones eléctricos arrancará en Suecia, Noruega, Alemania, Suiza, Francia y Holanda. Se planea el inicio de la producción en serie en marzo de 2020.

El Volvo FL Electric tiene capacidad de 16 toneladas de PBV y el Volvo FE Electric de 27. Los camiones no producen emisiones contaminantes y reducen los niveles de ruido, por lo cual son una enorme propuesta para las áreas urbanas.

Primero, la reducción de los niveles de ruido hace posible las entregas o recolección de basura en horario matutino, por las tardes e incluso por las noches, contribuyendo a mejorar la logística de las empresas y reduciendo la congestión en las horas pico.

En segundo lugar, con un ambiente limpio y menos ruido, los camiones eléctricos crean nuevas oportunidades en la planificación de las ciudades y en la infraestructura carretera. Un camión eléctrico puede, por ejemplo, ser usado en zonas interiores de carga/descarga y en zonas ecológicas.

“Con el Volvo FL Electric y Volvo FE Electric somos capaces de satisfacer tanto las fuertes demandas ambientales como los altos requisitos comerciales de nuestros clientes”, indicó Jonas Odermalm, VP Product Line Electromobility.

Uno de los grandes retos es maximizar la carga útil al mismo tiempo que se optimiza la autonomía de conducción.

Las soluciones de Volvo Trucks serán basadas en lo que los negocios necesitan individualmente como los ciclos de conducción, capacidad de carga, análisis de ruta y utilizar la capacidad de la batería de la manera más eficiente posible, añadió Jonas Odermalm.

El directivo reconoció que la infraestructura de carga aún está en desarrollo, aunque instituciones públicas y privadas tienen estrategias para impulsar su expansión.